Más que un nombre, la historia de un transitar. Más que un programa y una dirección, una forma de construcción política. MQN

Junio de 2005

 “…y que ni el interés  ni el miedo, el rancor ni la afición,   no  les  hagan torcer  del  camino de la verdad, cuya  madre es la historia,  émula  del   tiempo,   depósito   de   las   acciones,   testigo   de   lo   pasado,  ejemplo y aviso de lo presente, advertencia de lo por venir”
(Miguel de Cervantes Saavedra, El Ingenioso Hidalgo don Quijote dela Mancha, Primera Parte, Cap. IX)

 1­ MQN es un grupo político autónomo compuesto por compañeros/as que integran, a su vez, otros colectivos   también   autónomos [1].   Su   objetivo   es   solamente   socializar  las   experiencias   de   los colectivos que ‘lo integran’ y desde allí trazar, en la medida de lo posible, acciones que conlleven a prácticas teórico­políticas autogestivas según cierto lineamiento común: anti­capitalismo y, por ende, anti­estatalismo, esto es autonomía de clase.

  Por  ello,  nuestra  intervención   crítico­práctica  se  reduce  en   general  a  colaborar  con   el despliegue  de las  tendencias  a  la auto­organización  que  se presentan  en cualesquiera  de  las instancias en las que podemos participar militantemente.

   Sostenemos consecuentemente que, a partir de un piso común en torno a posiciones anti­capitalistas/anti­estatalistas con tendencias auto­gestivas, el ‘programa’ es únicamente resultado de una construcción colectiva y horizontal, en palabras de Hegel: la verdad es siempre el resultado más el proceso que lleva a ese resultado y no a otro.

  Por lo que ‘nuestro programa’ tiene una forma simple, celular, y un contenido concreto: independencia   de   clase   (anti­capitalismo/anti­estatalismo)   y   prácticas   políticas   colectivas, horizontales  y  auto­gestivas  para  ‘diagnosticar  y resolver’  nuestros  problemas,  praxis que  sólo pretende ser la manifestación, en nuestra actividad crítico­práctica, de dicha ‘forma celular’.

2­ Sobre la base de estos lineamientos fundamentales estamos actuando específicamente en el proceso de la carrera de Historia dela FFyL­UBA.

  Desde comienzos de febrero, y a partir de la situación abierta por el resultado de las últimas elecciones  en la  Junta  departamental,  comenzamos  a  participar ­ más  allá  de  que   lo  venimos haciendo desde hace años en todo lo que hace a la carrera y a muchas otras instancias dela Facultady dela Universidad­ en reuniones con diferentes compañeros/as con vistas al proceso que se iba a abrir y que finalmente se abrió y está en curso …

  En   dicho   sentido,   nos   reunimos   a   comienzos   de   febrero   con   compañeros/as   de  La Mariátegui­fueron los primeros que nos convocaron­ y otros/as compañeros/as ‘independientes’, y generamos un primer escrito [2] mediante el cual nos proponíamos informar sobre la situación en la carrera y convocábamos a todos/as nuestros/as compañeros/as ­sin distinción de claustros­ a tomar el problema de Historia en nuestras manos …

 Poco tiempo después, compañeros/as del MST y dela Milcíades Peñaconvocaron a una reunión  con  la  misma   idea:  comenzar  a  socializar  la  información   de  la  situación   y  a  ver  los mecanismos colectivos de organización para ‘masificar el proceso’. (Con el correr de los días y con más gente asistiendo ala Facultad, se conformó una especie de Foro de Debate sobre cuestiones de la carrera con la participación ­paulatina­ de MQN, LM, el Bloque Histórico,La Corriente, SL, LSR, Los Necios, y estudiantes y graduados/as ‘independientes’, Foro que se prolongó hasta que se fusionó con las reuniones actuales de Interprácticos).

  A  partir   de  dicha  primera  reunión  (04/03),  participamos  activamente en todas   las   reuniones   que   sobrevinieron,   y   propusimos   realizar   reuniones preparatorias de la  Asamblea Generaljustamente con la  idea  de socializar  la información de la situación y de ver los mecanismos colectivos de organización para ‘masificar el  proceso’, mientras que otros sólo querían convocar sin más trámite a una primera y única Asamblea, votar Director y ya. Éstos grupos estaban y están guiados por la inmediatez que conduce a la impaciencia que se afana siempre en lo imposible: conseguir el fin sin los medios. Sus prácticas políticas suelen tomar por verdaderos los sueños de su abstracción y recetar e intentar imponer por doquier deberes -su palabra preferida- en el terreno político como si el mundo –en palabras de Hegel- hubiese tenido que aguardarles a ellos para saber cómo deber ser, sin serlo …

 Dichas reuniones, como dijimos, se hicieron el 15 y el 30 de marzo, una antes del comienzo de las clases y otra ya en la primera semana de prácticos.

 En las mismas comenzaron a delinearse con total claridad (y también,   lamentablemente, con altos grados de  intolerancia) dos prácticas políticas bien diferenciadas: una que quería resolver rápidamente  (a  nuestro  entender, clausurar   el proceso)   enla  Asamblea  del  05/04  y  votar  ya Director , y otra que quería discutir y resolver otros problemas ­no únicamente el tema institucional de la dirección­, ampliando la base de participación, discusión y acción, y dándose tiempo para ello … La historia de las Asambleas desde la del 05/04 hasta la del 01/06 no muestra más que el despliegue  de  dichas prácticas  … pero con la  forma y el contenido que   le ha dado la amplia participación de muchos/as compañeros/as de la carrera … El balance de ambas prácticas políticas desplegadas ya por más de 4 meses queda, por supuesto, a cargo de c/u de los/as individuos y/o grupos en cuestión …

  Aunque   no   todo   se   llevó   adelante   con   mecanismos   democráticos   de   respeto   por   las posiciones de los otros … Los variopintos insultos que nos propinaron y propinan algunos grupos, en pretendidos términos de objetivas acusaciones políticas, sólo merecen, a nuestro entender y como única y final ‘respuesta’, la frase que cierra el Volante que escribiéramos en su oportunidad, titulado “Gobierno, co­gobierno,  auto­gobierno  …   no son   sólo palabras”,   en el   que decíamos:  nunca olvidemos que las palabras de los desesperados dicen de los otros lo que ellos mismos son [3].

Precisamente, como nuestro ‘programa’ no incluye la práctica política de producir insultos ni tampoco las irreflexivas respuestas a los mismos, ya en la primera reunión preparatoria (15/03) presentamos, en consonancia con la línea política de nuestro grupo –ver el punto 1 de este escrito­, las siguientes consideraciones como aportes parala Asambleadel 05/04 y que, como se verá, se prolongaron más allá de la misma de cara al proceso que se avecinaba y hasta hoy mismo:

  Decíamos (y continuamos haciéndolo) que creemos que como movimiento no debemos repetir las  experiencias que en  los  años anteriores nos  llevaron  a procesos que no impulsaron cambios objetivos ni subjetivos sustanciales. Entendemos quela Asambleaes una instancia más en el proceso de discusión y de toma de decisiones colectivas. Pero que no sirve, si se transforma en una instancia meramente “formal” donde se convoca a votar ­plebiscitar­ las consignas, proyectos o candidatos que ya fueron arreglados sin la participación del conjunto de la comunidad de la carrera. En este sentido planteamos que deberíamos evitar volver a transitar por ese camino que ya nos mostró sus limitaciones en los años anteriores (por ejemplo en 1997). Ni votar consignas vacías y/o imposibles de llevar adelante ni empezar discutiendo los nombres de los candidatos. Al mismo tiempo, estamos construyendo un foro permanente de discusión sobre los problemas de la carrera, devenido hoy en las reuniones de Interprácticos. En estas reuniones participan estudiantes, graduados y docentes de distintas agrupaciones y grupos de la carrera, manteniendo cada uno su autonomía y funcionando de manera muy distinta a la “asamblea clásica”. Nos propusimos establecer un espacio abierto para trabajar sobre los problemas de la carrera. En este  ámbito, empezamos a establecer algunos lineamientos generales sobre las transformaciones que pretendemos para la carrera.

  Desde  MQN   creemos   que   tenemos  que   tener   en   cuenta tanto   la   deseabilidad   como   la factibilidad de los cambios que proponemos. Esto es necesario, frente a la tendencia a vaciar de contenido real las consignas. Por eso entendemos que todo lo que se propone debe tener vinculación real con las necesidades de la carrera y debe, además, explicarse cómo se llevará adelante.

 Opinamos   también   que   todos   los   cambios   deben   tender   a   ser  debatidos y resueltos en asambleas u otras instancias de participación abierta y colectiva.

 Además, en nuestro proceso de discusión sobre la salida de la actual situación compleja respecto del gobierno de la carrera, creemos que tenemos que establecer para nosotros mismos una relación clara, cualquiera que esta sea, en tensión entre “respeto” y “violación”, de   la   normativa   vigente.   Si   se   decide   participar   en   la   instancia   de  la   Junta   ­aunque supeditándola   a   la   discusión   y   decisiones   colectivas­,   no   queda   mucho   margen   sino   la consecuencia de ‘respetar’ las normas que rigen ese  ámbito o más bien hacer converger lo mejor posible lo decidido en asambleas y lo que puede ser aceptado en juntas y consejo directivo.   También   puede   desconocerse   absolutamente   la   participación   en   la   instancia departamental, pero ello no quita hacerse cargo de otro tipo de consecuencias.

 Por otra parte, creemos que es necesario rechazar la pura negatividad y el revanchismo. No  construimos una Historia contra nadie. Es preciso la superación de las perspectivas vigentes, no su eliminación.

  En el proceso de discusión, no vamos a anteponer los nombres, no lo hemos hecho ni lo vamos a hacer, a los principios anteriores. Que quede muy claro: quienes nos embarcamos en este proceso no buscamos trabajo ni posiciones de influencia [4]. No somos ni vamos a ser candidatos … Tampoco queremos cátedras …

 Por último, entendemos que en el proceso de discusión asamblearia no deben forzarse las votaciones. No estamos obligados a votar, podemos y debemos trabajar por consenso  [5].

4­ Esto es lo que pensábamos y hacíamos al comienzo del proceso … ni mucho más ni mucho menos … Lo seguimos pensando y haciendo como parte del movimiento que se desplegó en la carrera de Historia en pos de auto­gobernarse y desde allí tomar los problemas en sus manos y resolverlos … Nuevamente Hegel: la verdad es siempre el resultado más el proceso que lleva a ese resultado y no a otro.

[1] Cfr. nuestros Volantes “Más que un nombre, la historia de un transitar (presentación general)” y “Más que un nombre, la historia de un transitar (actividades que realizamos)”

[2]  Es   el   ‘famoso’  Volante   “¿Qué  pasa  en   Historia?”   (salido  unos   15  días   antes   de  la  primera   reunión preparatoria -el 15/03, la segunda fue el 30/03- parala Asamblea Generaldel 5/4), al que se refieren una y  otra vez  algunas agrupaciones  como la   ‘prueba de  la espúrea  alianza’  entre  MQN  y La  Mariátegui. Nocreímos ni creemos necesario responder porque no hay nada que responder … ya que dicha alianza nunca existió ni existe … Sólo agregamos algunas consideraciones al respecto: 1-que dicho Volante está ahí, es público,  para que c/u  que quiera lo lea y extraiga sus propias conclusiones …, 2-que algunos de quienes ‘nos acusan’ falsamente de tener una alianza conLa Mariáteguifueron los que justamente tenían un frente para las elecciones pasadas en  graduados con el Bloque Histórico (conformado, entre otros, porLa Mariátegui), frente que rompieron poco  antes del cierre de listas … y que también son actualmente parte de la lista de minoría de profesores (con Villaroel y Pozzi), 3-que el ‘(pseudo) argumento’ esgrimido por otros de que estamos en alianza “porque en  las   Asambleas   votamos   (casi)   siempre   con   ellos”   no   lo   respondemos   por   nuestra   propia   auto-estima intelectual y política, y por respeto, además, a las normas básicas de la lógica elemental …Invitamos a hacer el mismo análisis con el también ‘famoso’ e-mail de D. Mazzei …

[3] Para citar sólo algunos de los muchos insultos, además de los que ya figuran en las otras notas de este escrito: 1-se nos dijo “grupito rompeasambleas” (“Contra el divisionismo …”,La Comuna), cuando justamente fueron ellos (R&R-PO) los que rompieron una … Y el 17/06 R&R se fue dela Asambleacuando no se votó lo que querían … pero no fueron ellos junto con PO los que hicieron firmar, con ínfulas de demócratas-asambleístas  ‘apretando’ a los otros representantes dela Junta, un Acta de compromiso para subordinarse a los mandatos de las Asambleas?, o lo que querían era sólo que todos se subordinaran a lo que ellos dicen que está bien …?; 2-se nos dijo que teníamos “ambiciones personales de un lugar de poder enla Junta… y de obtener un cargo”  (“La   Asamblea   en  la  encrucijada”,  R&R),   cuando   -es  necesario  decirlo   !?-  son  precisamente  ellos   los  ‘campeones’ en proponerse todo el tiempo para cátedras suyas, suyas, suyas y solamente suyas …; 3-se nos dijo y se nos dice todo el tiempo “grupo no resolutivo” (Varios Volantes,La Comuna/R&R), cuando son ellos los que han demostrado, sin lugar a dudas,  que no tienen la más mínima capacidad de resolver nada … ni siquiera pudieron hacer una ‘asamblea propia’ cuando rompieron la del 16/05 …

[4] Más allá de que uno de los insultos fue justamente que nosotros queríamos un puesto de influencia en la carrera: “los desesperados dicen de los otros lo que ellos mismos son” … son ellos precisamente los que se  proponen para cargos en la dirección y para cátedras actuales y posibles -en las que con sólo mirar quiénes las encabezan y componen, nos deja exentos de decir cualquier cosa …

[5] Estas consideraciones tomaron forma de Volante en “Para que en Historia decidamos entre todos”, repartido los días previos  ala Asamblea  del 05/04. En lo que respecta al tema del gobierno, cfr. nuestro Volante  “Gobierno, co-gobierno, auto-gobierno … no son sólo palabras”.

Junio de 2005

mas_que_un_nombre@yahoo.com.ar

Mesa en el hall del primer piso

­ lu a vi 18:45 a 21:15 hs  (Facultad de Filosofía y Letras)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>